EL CHOCOLATE:
es un aliado de las mujeres

El delicado sistema hormonal femenino puede favorecerse de las propiedades sanadoras del cacao, alimento que contribuye con el mantenimiento de su equilibro y es un gran recurso en caso de que necesite ser restituido.

El Chocolate es un aliado de las mujeres | Mundo Chocolates
Mundo Chocolates Carmen Alicia Mendoza
Texto de: MundoChocolates.com
Calificación: 94 de 100 basado en 54 valoraciones de los usuarios

Introducción

La actividad hormonal de las mujeres es tan elaborada como lo es nuestro cuerpo, capaz de una tarea tan compleja y milagrosa como reproducir la especie humana. Es por ello que debemos vigilar que esta asombrosa maquinaria funcione en perfecto equilibrio, asunto en el que una vez más, podemos servirnos de las innumerables propiedades del chocolate.

Los síntomas de un desequilibrio hormonal en la mujer son tan variados que van desde trastornos del sueño, sudores nocturnos, acné, hinchazón, caída de cabello, problemas digestivos, falta de concentración, períodos menstruales largos o abundantes, hasta bajo deseo sexual, pasando por depresión, dolor de cabeza o migraña, cambios de humor, fatiga e infertilidad, entre muchos otros.

Existe un micronutriente, presente en grandes cantidades en el cacao, que puede ayudarnos de manera especial cuando el delicado sistema hormonal femenino pierde su equilibrio: el magnesio. A él se suman otras sustancias presentes en este alimento de Dioses que le otorgan propiedades que nos ayudan a sobrellevar mejor los síntomas que pudiéramos presentar durante las fluctuaciones hormonales, sean ellas naturales o que requieran ser tratadas.

Complejo sistema

Las mujeres producimos varias hormonas relacionadas con nuestra sexualidad y la deficiencia de cada una de ellas nos provoca diversos problemas de salud. Sin embargo, es la correcta proporción entre las dos principales (progesterona y estrógenos) la que usualmente se ve afectada.

La hormona sexual femenina por excelencia son los estrógenos que tienen como función otorgarnos características propias de las mujeres como crecimiento de las mamas, la menstruación, la forma de las caderas, entre otras. Además son las responsables de acelerar el metabolismo, reducir la masa muscular, aumentar los depósitos de grasa y mantener el deseo sexual. Su deficiencia ocasiona irregularidades menstruales, cambios de ánimo, infertilidad y disminución de la libido.

La progesterona por su parte prepara el útero para la implantación del óvulo fecundado y cuida que el cuerpo acepte el nuevo estado por lo que se le conoce como hormona del embarazo. Su carencia origina aumento de peso en el área del vientre, síndrome premenstrual severo y fatiga.

El cuerpo de la mujer también produce testosterona y prolactina; la primera contribuye a mantener la libido y origina los cambios propios de las adolescentes, mientras que su deficiencia origina problemas durante el acto sexual así como piel seca y cabello frágil. Por su parte la prolactina tiene la función principal de hacer posible la lactancia materna además de contribuir al correcto desarrollo del feto durante el embarazo. Su carencia afecta el amamantamiento, causa trastornos menstruales, cabello frágil y fatiga. En aras de mantener el equilibrio hormonal femenino o restablecerlo en caso de ser necesario se recomienda:

• Tomar suplementos de ser necesario
• Hacer ejercicios con frecuencia
• Mejorar la alimentación incluyendo alimentos que promuevan tal equilibrio
• Reducir el estrés

El cacao nos ayuda en los dos últimos puntos.

Un Mundo Inmenso de Chocolates

Chocolate sanador

Como sabemos el cacao contiene numerosas sustancias y micronutrientes que le confieren innumerables propiedades. Es conocido el efecto curador que tiene este alimento y su principal derivado, el chocolate, en lo referente a nuestra salud mental, bajando los niveles de estrés, proporcionándonos placer y bienestar.

En tal sentido actúan especialmente la Feniletilamina, gran moduladora del estado de ánimo que tiene en nosotros el mismo efecto que el enamoramiento y la Teobromina, compuesto similar a la cafeína que estimula la atención y potencia el rendimiento aumentando la circulación y elevando el nivel de azúcar en sangre.

Por si esto no fuera suficiente, el cacao es el alimento natural que presenta mayores niveles de magnesio en el mundo, mineral que nos ayuda de manera especial frente a un desequilibrio hormonal. Lo hace regulando el cortisol (hormona del estrés), calmando nuestro sistema nervioso y contribuyendo con eso a que los demás ejes hormonales trabajen correctamente.

El magnesio es tan potente que contribuye también a la producción de progesterona, estrógenos y testosterona. Si eres de esas personas que, en ciertas fases del ciclo menstrual pide un buen chocolate, no dejes de leer una próxima entrega en la que te explicaremos porque este alimento también te ayuda a sobrellevar el síndrome premenstrual.

Por favor, Haga sus Comentarios